O ΑΡΟΤΟΣ Α


Diceòpoli espenta els bous, mentre els bous arrastren l'arada

2254897982_4bb74f4c86.jpg

Diceòpoli espenta els bous, mentre els bous arrosseguen l'arada i Xàncies sembra les llavors. Però vet aquí que els bous es paren i ja no arroseguen l'arada.Així que Diceòpoli crida als bous i:"Espavileu, bous" -diu- "No pareu". Però els bous encara estan parats.Aleshores Diceòpoli diu:"Per què esteu parats?" i mira cap a l'arada, i vet aquí que una pedra l'obstaculitza.Així que agafa la pedra, però es massa gran. Aleshores crida a l'esclau i li diu:"Vine açí, Xancies i ajuda'm! " Com la pedra obstaculitza l'arada, els bous estan parats".

Aleshores Xàncies s'apropa lentament, però no l'ajuda. Mira cap a la pedra i diu:"La pedra és molt gran,oh amo. No és posible alçar-la". Diceòpoli li contesta:"No sigues malfaener i ajuda'm, perquè sí es pot alçar". Així que els dos, l'amo i l'esclau, alçen la pedra i la porten cap al camp.


Mientras lo llevan, tropieza Jancías y tira la piedra. La piedra cae hacia el pie de Diceópolis. Diceópolis se queja: ''Oh Dios'', -dice- ''Ay de mi pie! Levanta la piedra, estúpido, levántala, y no seas vago''. Jancias dice: '' ¿Por qué es tan duro, señor? Yo no soy culpable. La piedra es muy grande y no es posible llevarla''. Diceópolis dice: '' No hables tanto, desgraciado, levanta la piedra y llévala hacia el campo''. Así pues, inmediatamente levantan la piedra y apenas la pueden llevar hacia el campo. Después Diceópolis conduce a los bueyes, los bueyes ya no se paran, sino que arrastran el arado.


O ΑΡΟΤΟΣ B

"No és possible, oh amo, dur pedres tan gans fora"

Mientras tanto se acerca Felipe. Felipe es el hijo de Diceópolis, un niño grande y valiente. Y lleva la cena hacia el padre. Cuando entra en el campo, al padre llama y dice: << Ven aquí, oh padre. Aquí está, traigo la cena. Ya no trabajes más, sino siéntate y cena! >>

Así pues el padre deja el arado y llama al esclavo. Entonces se sientan y cenan juntos. Y después de la cena Diceópolis, << espera, oh niño, >> dice, << y ayuda ! Coge la semilla y siémbrala. Y tú, oh Jancias, cava las piedras y llévalas fuera del campo. Pues las piedras son muchas y apenas es posible arar. >> Y Jancias contesta: << Pero no es posible llevar fuera tales piedras. >> Y Diceópolis replica: << No hables tanto, oh Jancias y trabaja! >> Así pues trabajan el padre, el niño y el esclavo. Finalmente se pone el sol, y los hombres ya no trabajan sino que desatan a los bueyes, dejan el arado en el campo y caminan lentamente hacia la casa.




ΟΙ ΓΕΩΡΓΟΙ ΚΑΙ ΤΑ ΔΕΝΔΡΑ

Els agricultors i els arbres

Al dia següent ...Diceopolis llama a Felipe y : "Ven aquí" -dice- "niño, pues yo me espabilo hacia el campo.